Bares en Cancún


Karaoke, música en vivo, o famosos Djs residentes; en el centro, cerca de los malecones o frente a la laguna Nichupté; bares deportivos, bares temáticos y bares que de un momento a otro, después de unas botanitas, se convierten en auténticos centros de fiesta… las anteriores son algunas de las características que encontrarás en los bares de Cancún.

Los más famosos, o cuando menos los más concurridos, están en el boulevard Kukulcán y la avenida Tulum; no te costará ni mucho dinero ni mucho tiempo llegar desde la Zona Hotelera. La muy célebre vida nocturna de Cancún te aguarda, para ir a “raspar chancla”, o para disfrutar de mojitos y tequilas acompañados de comida picante. No dejes de leer y revisa atentamente nuestra mejor selección de ellos.

Rose Bar: amplio fresco, sobriamente decorado ¡y justo al lado de la playa! Arranca la noche con poca gente, lo que es perfecto para conversar y tomarse unos ricos cocteles de la casa; apenas llegan los grupos la lista musical y los tragos se cargan un poco más y la fiesta se enciende. Rose Bar posee una amplia carta de cocteles, tragos fuertes y cervezas, de las que destacan las cervezas mexicanas.

A Rose Bar lo encuentras en el Hotel Me Cancún, lo que sugiere que la mayoría de sus clientes son los huéspedes, aunque debido a su servicio y calidad es bastante frecuentado por turistas y locales. Si no deseas salir del hotel perfectamente te puedes quedar, o si tienes pensado en visitar la rumba pesada, este bar es el preámbulo que necesitas. (Boulevard Kukulcán, km 12).

Congo Bar: siguiendo el ejemplo de los antros que se levantan sobre la avenida Kukulcán, y que no cuentan con el extraordinario espacio de Coco Bongo o Mandala, Congo Bar aprovecha al máximo su entrada: totalmente al aire libre y a la vista del público, con bailarinas en tarimas, música en subidos decibeles y la clara invitación para tomar lugar de unas de las mesas o la barra.

Dar con Congo Bar es muy sencillo, no hay forma de perderse: se sitúa al lado de la Vaquita Cancún y diagonal a Coco Bongo. Puedes comprar una botella entera o adquirir una manilla de “open bar” (USD 35); puede considerarse en relación precio, bebidas y servicio, uno de los más económicos del boulevard; en este lugar predomina el hip hop y otros ritmos afrocaribeños (Cancún, Zona Hotelera).

La Playita: es un gastro pub, restaurante y bar donde encontrarás cerveza por litros; el agave y el mezcal son algunos otros protagonistas de su experimentada licorería; ah bueno, no pases por alto el mojito de coco. Para emparejar con estas bebidas, La Playita te ofrece botanas, ceviches, comida de mar, nachos de camarón, tostadas de aguachile y atún, una de esas rareas culinarias que deberías de probar, por solo sugerir algunos, porque en verdad el menú es muy amplio.

Para mejorar el sabor de las cervezas la comida de mar y algunos caprichos culinarios con el toque yucateco, y recrear nuevas sensaciones, en La Playita tomas posición en una mesa con arena bajo tus pies; el mobiliario de madera, es muy playero, con pérgolas por encima de tu cabeza rodeadas de una verde y frondosa vegetación; por todo lo anterior, este lugar encaja en todo plan: familiar, con amigos o en pareja; perfecto si no se tiene pensada una gran fiesta y si solo se desea relajación, consentir el paladar y gozar de una espectacular vista y brisa marina, claro está. (Av. Bonampak, local 1 Sm. 4 Mz. 10 Lote 60).

Señor Frogs Bar: muchos consideran que venir a Cancún y no darse una vuelta por Señor Frogs Bar es como no haber venido; así de serio es el asunto con este muy particular bar que a todos encanta. Posee un decorado colorido que incorpora elementos sesenteros y caribeños convirtiéndolo en un bar original y divertido con spots para fotografías que no pueden faltar en tus redes sociales.

Para picar tienta con aperitivos mexicanos, y para recordar la visita tiene hasta tienda de suvenires. Por eso, Señor Frogs Bar, si no piensas en ir de reventón, es una fantástica opción: puedes ir desde temprano y hasta puedes disfrutar con tus hijos; su staff pequeño es prenda de garantía de una atención que ya tiene fama de ser muy esmerada.

En conclusión: este es un bar fuera del molde por cuanto vas al mediodía por el habitual almuerzo y te encuentras con unas sobradísimas preparaciones; nomás cae la tarde la carta de cocteles, cervezas, cocteles y tragos fuertes mejoran las posibilidades de diversión y justo cuando nada podría ser mejor, el lugar se llena, la música cambia su modulación y las almas se entregan al deleite del baile y la sana diversión.

Carlos' n Charlie's: uno de los grandes recomendados para “antrear” en Cancún es el Carlos' n Charlie's donde ocurre la alquimia de la más famosa comida mexicana, se sirven bebidas exquisitas y se vive mucha fiesta: ingredientes infaltables en una noche de copas. Por eso, si se piensa en celebraciones familiares o cumpleaños, este sitio indudablemente ocupa los primeros puestos.

Su fama los precede, tienen sucursal en La Florida, Puerto Vallarta y Cancún. Y aunque pertenece a la famosa cadena de restaurantes que lleva en el negocio más de cincuenta años, este Carlos' n Charlie's, cuando menos en Cancún, pinta muy bien para cenar, tomarse unos buenos tragos y animarse a bailar un poco. Eso sí, si lo que deseas es cenar con tranquilidad, aquí lo que encuentras es una antesala a la fiesta cancunense cosa que se nota en el ánimo y las risas… no es lugar con atmósfera íntima

. La Casa del Habano: Cancún destaca por su gran oferta en cuanto a vida nocturna, de suerte que tiene coloridas y movidas cuadras enteramente dedicadas al negocio de la fiesta y la distensión con unas copas encima; tanta es su fama de buena vida nocturna que se da el lujo de tener hasta bares para fumadores; toma nota de este nombre, la Casa del Habano: un distinguido bar a la mejor usanza cubana o dominicana.

Aquí hablan el idioma de los fumadores con clase, por eso encontrarás habanos que son toda una rareza, de la calidad ni hablar. Cohiba, Guantanamera, Montecristo, Romeo y Julieta, Trinidad… algunos nombres para tener en cuenta. No hay que olvidar que la calidad de estos puros está garantizada por más de 25 años de trayectoria en el negocio. Así, café cubano, mojitos y habanos, son una combinación que bien vale la pena probar, y de paso consolidan a la Casa del Habano en un sitio para gente con buen ojo. ¿Qué más se puede decir de esta pequeña maravilla? Que es un lugar entrañable, íntimo, acogedor y encantador, donde divaga el olor a madera, tabaco y ron, y donde encontrarás una gran cantidad de licores (mexicanos, cubanos, dominicanos, etc.).

Pero para beber con moderación, porque el lugar invita es sentarse en los cómodos mobiliarios de cuero, escuchar buenas historias, degustar un puro y pasar la fragante copa de ron por la boca; reiteramos: no es para aventurarse por una cruda de las buenas pero se acerca bastante a eso que regularmente se llama calentar motores.

Crazy Hot Coyote: su simpática enseña, un coyote con cara de muchos amigos, es visible en varios metros a la redonda; lo de café queda en sospecha, pero parece que en Cancún muchos lugares bailables llevan el nombre, lo cierto es que aquí sobra el ron y el tequila que se bebe a buen ritmo y con dignos espectáculos incluidos.

Y aunque la receta de Crazy Hot Coyote puede parecerte familiar (tarimas, shows en vivo, gran juego de luces, entre otras cosas), este lugar tiene un mágico encanto que se lo podemos adjudicar a su originalidad, a que es notablemente más pequeño que otros bares, sin que tenga necesidad de despojarse de su particular donaire y elegancia.

Baste con decir que sus aclamados espectáculos cuentan hasta con maestro de ceremonias; dichos espectáculos, fuera de ser diversos y muy profesionales, tienen un gran toque, ese gen diferenciador del resto de shows de la ciudad; por si todo lo mencionado no fuera suficiente, te gustaría saber que en Crazy Hot Coyote el cover incluye bebidas y comida: absolutamente un reembolso que no tiene desperdicio. En definitiva, altamente recomendado (Supmza 4 Ave. Tulum Esq. Brisa/Colonia Centro).

Amarula: es un lugar sumamente sencillo, aireado y con una curiosa pinta que recuerda los viejos edificios coloniales del Caribe (murallas, bóvedas y pequeños bastiones); esto lo referimos por el aspecto de los muros de su patio: se nota que el tiempo y el salitre han hecho lo suyo, aunque tal detalle le da una pinta añeja bastante interesante.

En contraste, Amarula tiene una sala interna, muy cerca de la barra, que bordea entre la modernidad, la luz y la sobriedad. Otro de sus grandes apartados, que no podría bajae el listón siempre que hablamos de un bar, es su carta: en Amarula la mixología es todo un arte que se pone a prueba cada noche. Para redondear esta fiesta de sabor, los pequeños y bien presentados platillos son perfectos para acompañar una encantadora noche caribeña donde el paladar es el más consentido. Encuentra a Amarula a unos diez minutos de la Zona Hotelera, en la Avenida Nader.

James Pub Cancún: como en todo pub, predomina la madera, la lisa y lustrosa barra, algunas pantallas led y un estante repleto de todos los licores imaginables; desde luego que pub que se respete debe ofrecer los antojitos del caso, James Pub Cancún no se olvida de tal detalle y ofrece a sus asistentes una rica como amplia variedad de experiencias de las que destacamos hamburguesas, nachos, tacos, pizzetas, alitas picantes y hasta sushi.

Ubicado en uno de los más llamativos centros comerciales de Cancún, y eso ya es mucho decir, James Pub Cancún oferta delicias que combinan recetas mexicanas y estadounidenses, cerveza en litros y tequila, mucho tequila; siéntete a gusto y haz tu pedido mientras recibes la fresca brisa en la terraza con una formidable vista: por una lado toda la actividad comercial y nocturna del boulevard, por el otro, el firmamento, el mar y la laguna (Plaza Forum By The Sea, frente a Coco Bongo).

Café Antoinette: a Cancún vienes buscando margaritas y mezcalitos, y terminas tomando café y bizcochuelos en una auténtica panadería francesa… y por qué no, en Cancún ocurre de todo y hay lugar para toda genialidad, ¿así que se puede esperar una atmósfera parisina en el apretante calor Caribe? Tal parece que sí, y se llama Café Antoinette. Y no, repetimos, no encontrarás micheladas o tequilas para tomar a lo macho; pero vamos que un lugar tan así de especial no se ve a la vuelta del barrio.

El lugar, por atmósfera y productos, es de lo mejor de Cancún para ir por el postre después de un almuerzo copioso, si es que aún hay espacio, o para desayunar con una atractiva variedad de postres y pastelillos entre los que podrás contar con quiches, crepes, tartines, molletes, omelettes, canastas de panes, panes dulces y croissants.

Además no te dejes engañar con eso de “panadería”, esto es una boulangerie, una panadería francesa con todas sus letras y aquí encuentras productos para repetir, chuparse los dedos y repetir otra vez. Con Café Antoinette tienes tres sucursales para elegir: Pabellón Cumbres, avenida Luis Donaldo Colosio; frente al muelle desde donde sale el ferry para ir a isla Cozumel y en Calle Xpuhil, esquina con Avenida Nichupté.

Champions Sports Bar: si no fuera por la barra y por las cervezas de barril, este bar deportivo, ubicado en el hotel Marriott, pasaría perfectamente por un centro de operaciones de Fox Sports Center. Lo mencionamos por su amplitud y su gran número de pantallas sintonizadas con los eventos deportivos más destacados. Mientras estos eventos son transmitidos llegan a las mesas las cervezas, cervezas artesanales y cervezas IPA (Indian Pale Ale), aquellas hechas con el centenario sistema que las deja listas para una fuerte resaca.

Para evitar una cruda que te impida al día siguiente salir a las playas, recuerda comer antes, durante y después de la ingesta de bebidas. En ese sentido el bar ofrece comida internacional y nacional, comida tex-mex, es decir, la comida que fusiona elementos texanos y mexicanos: mini hamburguesas, salmón teriyaki, arrachera de papas, pollo marinado al tomillo, brochetas de camarón al ajo, etc.

Outback Sports Bar: cumple a satisfacción con todas las características de las cuales se precia un buen bar deportivo: ambientación, iluminación, una serie de pantallas gigantes (a decir verdad son decenas de pantallas, que proyectan decenas de eventos), botanas, cocteles, tragos fuertes y cervezas de todo tipo. Pronto te darás cuenta que la carta de Outback Sports Bar promete demasiadas tentaciones como para dejarlas pasar por alto, tanto en comida como en bebida.

Por eso, antes de ver esos partidos de la MLS, la NBA o la NFL, sin mencionar esos tan anticipados encuentros de boxeo, nada mal solicitar una copiosa cena para que no te tome con la guardia baja el licor de este lugar, en especial ten cuidado con la rica cerveza de barril. De sus delicias debemos mencionar los camarones apanados, bloming onions de entrada, hamburguesas, alitas BBQ, jugosos cortes de carnes, salsas y aderezos; el plan en Outback Sports Bar funciona si vas en familia, con amigos o en pareja. (Boulevard Kukulcán, Flamingo Mall).

The Black Pub: ¡por fin un bar de madera rockera en toda la lista! Y es que no toda la diversión está en la Zona Hotelera, ni es posible pedirle a los ritmos caribes que sean los únicos que acompañen la vida bohemia de Cancún. Por eso existe The Black Pub, un muy original lugar donde demuestran cada noche su amor por la cerveza de barril, el vino y la pizza (sin mencionar todo su repertorio culinario).

The Black Pub es un bar al mejor estilo inglés, donde tocan bandas de gran calidad aficionadas al rock, dejándose la piel en mini conciertos que si bien no llegan al nivel de espectacularidad de Coco Bongo, no dejarán a nadie con ganas de corear los grandes éxitos setenteros y ochenteros; ahora bien, si no hay concierto, pero sí un evento deportivo en el panorama, prueba con pedir que lo sintonicen. En The Black Pub no cobran cover, no hay grandes muchedumbres esperando fuera de su entrada, y el servicio es casi que personalizado (Plaza Solare, en el centro de Cancún).

Tours, Viajes y Vacaciones en Cancún Mexico Copyright © 2015. Todos los Derechos Reservados.

Cumplimos con las disposiciones de la Ley 679 del 3 de Agosto de 2001 expedida por El Congreso de la República, con la cual se dictan disposiciones para prevenir y contrarrestar la explotación, la pornografía y el turismo sexual con menores de edad